La anorexia, el trastorno alimenticio más frecuente

Valora este artículo
(0 votos)
15-02-2017

POST 9 - TRASTORNOS ALIMENTICIOS

 

Los medios de comunicación, las campañas publicitarias, el mundo de la moda y las redes sociales nos bombardean constantemente con imágenes de cuerpos perfectos, requisito que se muestra como algo indispensable para alcanzar el éxito social y profesional. Y claro, en este contexto, resulta normal que se hayan multiplicado los casos de adolescentes que llegan a poner en peligro su salud por alcanzar unos cánones estéticos que se nos está yendo de las manos. Las autoridades cada día toman más cartas en el asunto pero aun así, siguen siendo demasiadas las personas que acuden a nuestro centro de psicólogos en Fuenlabrada por sufrir uno de los denominados trastornos alimenticios. Hoy nos gustaría hablarte de la anorexia y darte algunas pautas para reconocerla a tiempo. En cualquier caso, la ayuda psicológica resulta fundamental para trabajar la autoestima y vencer una obsesión que puede llegar a pasar una factura demasiado cara.

Anorexia: qué es y cuáles son sus primeras señales

Como te decíamos, la preocupación de muchas personas por verse bien, les lleva a poner a su cuerpo al límite de la enfermedad, y en casos extremos, de la muerte. Y no solo estamos hablando de dejar de comer para prevenir la acumulación de kilos en el cuerpo, también estamos hablando de personas que simplemente son incapaces de mantener una relación estable y natural con la comida, pasando de la dieta al atracón en cuestión de segundos, con el consiguiente vaivén emocional que esto genera.

Probablemente la anorexia sea el trastorno alimenticio más conocido y del que más casos hemos atendido en nuestro centro de psicólogos en Fuenlabrada. Sus terribles consecuencias lo han situado en el ojo del huracán y hoy en día, gobiernos y autoridades luchan para combatirla penalizando a aquellas campañas publicitarias y productos audiovisuales en los que se promueva un físico demasiado delgado.

Por lo general, las personas que sufren anorexia están obsesionadas por su aspecto físico y sueñan con verse más delgadas porque, a sus ojos, se ven y se sienten obesas. Y para ello recurren a métodos tan drásticos como dejar de comer, provocarse el vómito, tomar remedios para inhibir el apetito o laxantes para expulsar aquello que les pueda hacer engordar.

Tradicionalmente se ha asociado con chicas adolescentes pero hoy en día también es fácil encontrarla en varones y personas adultas. En la mayoría de los casos, los pacientes que sufren anorexia suelen responder a unos rasgos comunes: personas con baja autoestima, muy perfeccionistas, con una imagen negativa de sí mismos, muy disciplinados y con concepciones culturales muy cerradas en torno a la importancia de la belleza. Para ellos solo existe una forma de estar bien y sentirse socialmente aceptadas: estando muy delgados.

Al margen de estas características comunes, no se conocen causas objetivas que puedan determinar las posibilidades que tiene una persona de padecer anorexia, aunque sí se ha demostrado que las personas que sufren TDAH (Trastorno de Déficit de Atención Hiperactiva) tienden a sufrirla en mayor medida.

Por ello, es importante estar atento a los primeros síntomas para prevenir la aparición de este trastorno o evitar que vaya a más. Por ejemplo, algunas de las señales que pueden apreciarse en la convivencia diaria con una persona anoréxica son:

 

$1.       Pierde de peso de manera acusada

 

$2.       Evita comer en público

 

$3.       Acude siempre al baño después de comer

 

$4.       Aumenta notablemente las sesiones de ejercicio físico

 

$5.       Sufre cambios de ánimo, muestra ansiedad o se aísla del entorno social

 

$6.       Luce ropa más holgada en público

 

$7.       Manifiesta una visión de sí misma como “demasiado gordo/a” sin ningún tipo de fundamento

 

$8.       Luce una piel más amarilla y bello en zonas como espalda o brazos

 

Ante estas señales, es el momento de mantener una conversación cercana y amable con la persona que puede estar padeciendo esta enfermedad y en el caso de que se confirme, acudir a un centro psicológico como el nuestro donde podremos ayudarte, ya que en estos casos, la terapia es clave.

Igualmente y aunque no los hemos mencionado, otros trastornos alimenticios como la bulimia, el atracón o la ortorexia pueden ser tratados por el equipo de Clínica La Serna que cuenta con gran experiencia en estos problemas que hoy en día afectan a tantas personas.

  • horario psicologos experienciaconsulta gratuitacita on-line